fbpx

I run faithfully three days a week usually before the sun rises, and usually with a white running buddy. As a black man, it saddens me that running with a white person might still be required in some parts of our country to come back alive. I am grieving the life of #AhmaudArbery today. A life that was unjustly taken according to the laws of our land. “For all these things I weep; tears flow down my cheeks.” Lamentations 1:16. I lament. I will say his name. #JusticeForAhmaudArbery

I also remember the impact of these desperate days on the most vulnerable in our society: essential workers in hospitals, nursing homes, grocery stores, and meat packing plants, those incarcerated, and nursing home residents. All of those most at risk are also disproportionately black and brown people, who are once again bearing the brunt of this horrific pandemic.

The poor and vulnerable are also facing the greatest economic toll, as cuts to Medicaid and education are happening in state after state, community after community.

The tragic racially motivated killing of Ahmaud Arbery is not an aberration during these days of COVID-19 in the United States. Because of the circumstances of his death, and the release of the horrific video last week, we now know his name. Only God knows the names of all the agricultural workers, the nursing home residents, and the prisoners, many black and brown, who are now dead because of COVID-19. Today I grieve them as well. “For all these things I weep; tears flow down my cheeks.”

Far too many people, all over the world and in our country are grieving at this moment. The racial inequities and injustices and intentional hate driven murders add to the gravity and the pain. May this time of grieving and struggle not give way to despair, but rather move us to work all the more diligently for justice for Ahmaud Arbery, and justice for all for whom we weep.

Follow Faith in Action on Twitter to see more Keeping Faith reflections throughout the week.

Chuck Mingo
Community Pastor
Crossroads Church


Yo corro fielmente tres días a la semana, casi siempre antes de subir el sol, y por lo general con un compañero de correr blanco.  Como hombre de color, me entristece que correr con una persona blanca podría seguir siendo requisito en algunas partes del país para regresar con vida.  Estoy de luto por la vida de #AhmaudArbery hoy. Una vida que se tomó injustamente de acuerdo a las leyes de nuestra tierra. “Por esta causa lloro; agua fluye de mis ojos.” Lamentaciones 1:16. Lamento. Diré su nombre. #JusticiaParaAhmaudArbery

También recuerdo el impacto de esos días de desesperación en las personas más vulnerables de nuestra sociedad: los trabajadores esenciales en los hospitales, las casas de ayuda a ancianos, supermercados, y plantas de procesamiento de carnes, las personas encarceladas, y los residentes de las casas de ancianos. Todos los que están en mayor peligro también son desproporcionadamente personas de color, que de nuevo están aguantando lo más fuerte de esta pandemia horrenda.  

Los pobres y los vulnerables también están afrontando los estragos económicos más grandes, mientras están realizándose los recortes a Medicaid y la educación en estado tras estado, comunidad tras comunidad.

El asesinato trágico y racialmente motivado de Ahmaud Arbery no es una aberración durante estos días de COVID-19 en los Estados Unidos.  Debido a las circunstancias de su muerte, y la publicación del horrendo video la semana pasada, ahora conocemos su nombre. Sólo Dios sabe los nombres de todos los trabajadores agrícolas, los residentes de las casas de ancianos, y los prisioneros, muchos que son personas de color, que ahora están muertos debido al COVID-19.  Hoy día estoy de luto por ellos también. “Por esta causa lloro; agua fluye de mis ojos.”

Demasiadas personas, en todo el mundo y en nuestro país, están de luto en este momento.  Las desigualdades e injusticias raciales y los asesinatos impulsados por el odio intencional añaden a la gravedad y al dolor. Que este tiempo de luto y lucha no resulten en la desesperación, pero más bien que nos muevan a trabajar con aún más diligencia para obtener justicia para Ahmaud Arbery, y justicia para todos por los que lloramos. 

Siga a Fe en Acción en Twitter para ver más reflexiones de Manteniendo la Fe durante la semana.

Chuck Mingo
Pastor Comunitario
Iglesia Crossroads

BUILDING A PEOPLE-POWERED MOVEMENT

JOIN YOUR LOCAL FEDERATION

Join Us

TAKE
ACTION!

Take Action